VARIOPINTO

Por: @vergaracesar1

Ahora que tomo este apunte, con las botas llenas de lodo, el cuchillo de cacería al cinto y la computadora portátil a un lado, veo bastante claro que no soy una persona tan simple como yo quisiera pensar; más bien al contrario.

Soy como una especie de ranchero que quiso convertirse en intelectual pero nunca se acabó de bajar del caballo.

Un buzo que vive en la Meseta Central para siempre echando de menos el mar.

Un pueblerino que vivió en Europa.

Un literato autodidacta que odia la poesía porque no la entiende, pero que es juez de concursos literarios.

 Un inseguro de lengua enredada que le perdió el miedo a hablar ante un micrófono.

Un empresario que sueña con poderse dedicar a la literatura algún día.

Un solitario que siempre está rodeado de gente.

Un ateo que aprendió a creer en un Dios bastante variopinto.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: